¿Es internet el mal?

El artículo salvaje que escribe Cristian Campos en Zoom News expone con crudeza una tesis que va a acabar convertida en un clásico: internet nos prometió la creación de una inteligencia colectiva y de lo único que podemos estar seguros es de que ha conseguido expander la imbecilidad a la velocidad de la luz, actúa como sistema parasitario de los soportes físicos y supone un “fracaso absoluto a la hora de producir información verdaderamente relevante”.

No sé su grado de acuerdo con estas afirmaciones, pero podemos hacer un experimento. ¿Cuáles son para ustedes las 5 mejores cosas que nos ha dado internet y las 5 peores? Les invito también a dar una puntuación general al invento, de 1 a 10 (no hay cero y 10 sería la máxima puntuación). Veamos si es posible extraer alguna conclusión optimista o si, realmente, hemos sucumbido a la imbecilidad absoluta.


  1. (No las pongo por orden, porque no tengo ni idea de cuál es):
    Mejores:
    – comprar las entradas de espectáculos eligiendo asiento y todo sin moverme de casa; y los billetes de tren y de avión. Bueno: (que alguien defina eso en una sola frase generalista; yo no que no sé)
    – la inmediatez (te enteras de inmediato de qué ha sucedido)
    – saber de la existencia de Mantiño
    – saber de la existencia de Follan
    – saber de la existencia de Perro
    – sa..(¡huy, no que sólo eran cinco!)

    Peores:
    – la dependencia, el enganche, el estar ahí todo el día dalequetepego
    – la inmediatez (se corre como la pólvora cualquier bulo sin posibilidad de defensa)
    – estropea los ojos una barbaridad.
    – engorda el culo y la tripa
    – el anonimato impune

    Guten Morgen

  2. (¡¡¡Joder, Perro!!: deja a la gente un poco. Robot: Quítame el chof, chof, chof, please)

  3. A mí internet me ha servido para descubrir a Cristian Campos; qué artículo más bueno, cuánta paradoja.
    (Pensaré luego un rato, si recuerdo cómo, en lo que pide Perro; ahora estoy navegando).

  4. (además que yo ya me he leído a Martin Olmos, hombre, hombre. Mira, de mejores: saber de Martín Olmos)
    Ah, sí: la puntuación del invento (como no se especifican items, que debe ser una puntuación global): 10.

  5. Para la respuesta solicitada con sus puntos, corto y pego a Gacho, que con que piense una ya vale.

  6. No sé hacer una valoración global, creo que internet es muy bueno, de una bondad de incalculables consecuencias. A mí me preocupan dos cosas:
    a) La vida sin cuerpo.
    b) La profunda alteración de las relaciones humanas, sobre todo desde que hay internet en los teléfonos y todo el mundo tiene uno. Adultos que parecen normales están haciendo cosas con el teléfono mientras comparten mesa, charla, intimidad con otros. Los que no son adultos ni siquiera entienden que eso sea raro.

  7. Lo mejor:

    1. Follar saltándote algunas invitaciones a cenar.
    2: Ahorrarte visitas a la biblioteca y al super.
    3.El correo electrónico
    4: La posibilidad de conocer a gente interesante.
    5. No hace falta consultar las páginas amarillas.

    Lo peor:
    1. Follar saltándote algunas invitaciones a cenar.
    2. Ahorrarte visitas a la biblioteca y al super.
    3. El correo electrónico.
    4. La posibilidad de conocer a gente interesante.
    5. Que algún cretino se pueda poner estupendísimo sin tener la oportunidad de meterle la galleta no virtual que le darías, sin la menor duda, si lo tuvieras delante.

    Un 4,3.

  8. ¿Sólo cinco mejores y peores? Creo que no tengo esa capacidad de síntesis. Pero lo peor y me sobran las demás razones; la capacidad alienante que pueda llegar a tener y convertirnos a todos en borregos sin ideas propias
    Y para nada de acuerdo en este párrafo: supone un “fracaso absoluto a la hora de producir información verdaderamente relevante”.

    Yo que vivo en continuas revelaciones, (que tampoco va ser esto un invento del diablo). Un diez le doy y larga vida a internet.

  9. En cuanto a los disponible, y punto 3 de Gómez (supra), es increíblemente bueno. Se me saltan las lágrimas de gratitud cada vez que encuentro YA un texto que hace pocos años me habría costado bastante trabajo y espera tener delante, y que a lo mejor luego era una birria.
    Lo cual me recuerda unas palabras finales de Sloterdijk (en un artículo de Sloterdijk que encontré YA) sobre “los muertos sótanos de la cultura”, ahí donde nadie irá a rebuscar las cómo se formularon las preguntas para las que somos la respuesta, o algo así. O sea, la enorme cantidad de amnesia y sombra que crea el irresistible fulgor de lo disponible.

  10. Además, creo que la disponibilidad de contenidos en internet es buena proporcionalmente a la capacidad de seleccionar, aquilatar y valorar; y requiere además concentración, cómo leer si no esas bibliotecas digitalizadas. Lo que me temo es que si estas dos características son las que te permiten para aprovecharte bien de esa parte tan facilitadora de internet, no son precisamente facultades que desarrolla alguien que se ha criado con internet.
    O sea, que me pregunto si el único usuario adecuado de este milagroso beneficio es el homo preinternetiense.

  11. Lo mejor:
    1. El porno accesible de manera rápida y gratuita. Desde lo más sencillo, a la máxima depravación.
    2: Acceso a información de todo tipo y las posibilidades de comunicación
    3. Los blogs de Jabuis y Perro, con el marqués, Follan (que en Paz descanse), Pirata Jennifer, Gómez y otros grandes.
    4. Una nueva forma de vida: de las cavernas a los burgos, y de las ciudades a internet
    5. La posibilidad de sentirse acompañado

    Lo peor:
    1. La falta de rigurosidad de la información
    2. Los fraudes y delitos que se cometen en la red, y que pueden hacer saltar la estructura del Estado por los aires.
    3. Los blogs de Jabuis y Perro con la petarda de Gacho, el iluminado de Adrede y otros grandes.
    4. Internet como parásito de la creación artística e intelectual
    5. El aborregamiento de las nuevas generaciones de nativos digitales. Masa ignorante perfecta para ser manipulada.

  12. ‘Internet es una cosa y su contraria. Podría remediar la soledad de muchos, pero resulta que la ha multiplicado; Internet ha permitido a muchos trabajar desde casa, y eso ha aumentado su aislamiento. Y genera sus propios remedios para eliminar ese aislamiento, Twitter, Facebook, que acaban incrementándola porque relaciona con figuras muchas veces fantasmagóricas, porque uno cree estar en contacto con una bellísima muchacha que en realidad resulta ser un mariscal de la Guardia Civil’.

    http://cultura.elpais.com/cultura/2013/05/23/actualidad/1369333134_264650.html

  13. También es verdad, Rock & Bolesco. Pero y ¿si uno/a sueña con una realidad paralela y lo que desea es que la bella muchacha sea el mariscal de la guardia civil con mostacho?

  14. lo bueno: la Biblioteca Universal a golpe de tecla, la información seleccionada, el contacto con los amigos dispersos, las compras online, las descargas (yo, siii confiesooooo yo pecooooooo yo pecooooooooooooooo)
    lo malo: el jodido mono aporreando teclas al azar, la información delirante rebosando, la desconexión con los amigos cercanos, el delirio de las comprar sin freno, el eco desproporcionado del runrun de los discursos de casino y bar de chatos de vino

  15. Ya, retorcida. Como que es tan gallego te lo perdono. No lo escuché yo poco por esas cosas mías de dar la vuelta a las cosas. En castellano pudiera ser un tocar los huevos pero con menos cariño.

    Yo también te quiero, Rocky

  16. Quienes escribimos aquí hemos conocido todos un mundo sin internet y con internet. El mundo sin internet era mejor porque éramos jóvenes. Jóvenes sin internet, quiero decir.

  17. Cada día están más zumbados en la prensa del Moviment. La contra de La Vanguardia de hoy tiene su miga: “El primer libro escrito en América se pensó en catalán”. Ya ni es necesario haber hecho algo, basta con haberlo pensado.

    Lo de que el caballero habla el catalán de los catalanes residentes en Méjico también tiene su miga. “Ahorita torno, manitu…”

    http://www.lavanguardia.com/lacontra/index.html

  18. duartemanzalvos |
    24 mayo, 2013 en 18:46

    Quienes escribimos aquí hemos conocido todos un mundo sin internet y con internet. El mundo sin internet era mejor porque éramos jóvenes. Jóvenes sin internet, quiero decir.
    ______
    Era yo.

  19. Internetes con sus cosas buenas y malas nos acerca a mundos imposibles dónde ya no caben los propios con sus correveidiles en forma de lacayo y una desmayada carta que anuncia en bandeja a la hora del té que hay nuevos vecinos o una invitación para compartir palco con tal principal apellido o una cita secreta.. Son tiempos malos, sí, ora que puedo discutir de todo y nada con nicks en la reserva de su anonimato.

    Una sinvergüencería todo

  20. La aviación a reacción, internet o los psicofármacos suponen un gran paso adelante de la humanidad. Siempre habrá el que haga un uso inadecuado de ellos. Aquí hay conspicuos ejemplos con los dos últimos.

  21. Internet es una aplicación, cojonuda, de la telefonía. No hay razón para que nos mejore, sigue habiendo la misma proporción de listos, tontos y mediopensionistas porque los usuarios son los mismos que los del transporte urbano, las salas de cine o los campos de futbol.

    Me parece que internet del 1 al 10 es un 10. Aporta mucho y no hay problemas distintos a los estrictamente “humanos”.

    Lo que más me gusta de internet (no necesariamente por este orden)

    Volumen de conocimiento e información fácilmente accesible.
    Velocidad de acceso al conocimiento e información.
    Creación de un nuevo canal donde conocer gente interesante.
    Reducción de costes de comunicación y acceso a conocimiento e información.
    Globalidad/internacionalidad.

    Lo que menos (no necesariamente por este orden)

    La potencia que da el medio a la trola.
    La potencia que da el medio a la manipulación.
    La consagración del amateurismo.
    La fragilidad de la seguridad. El Hackeo como plaga.

    En general soy muy partidario, me ha servido para leerles y aprender la receta del arroz al horno de Ga-Cho.

  22. Acabo de acordarme de lo peor de internet : que una/o tenga twitter, blog o facebook y le sigan cuatro desgraciados tristes con ideas de autoeutanasia o ideas de suicidios varios . Y los youtubes de gatitos simpáticos.

    Y lo más mejor: Gengis ordenando el mundo.

  23. (Exacto Parmenio, exacto: el fin último de internet era que tú disfrutases de semejante ambrosía.
    Ahora todo está hecho.
    A la mierda el internet, todos a hacer cola en la cabina, y de moneda, nada de tarjetitas)

  24. Gran impacto del congreso de la mas que centenaria APA en SFCO. La presentación del DSM-V ha generado editorial y artículo en The Economist. Habrá internet pero lo he vivido en directo y no es lo mismo. Algunos creen que los toros se pueden ver por TV, pero eso es un malentendido. Les prepararé una pequeña entrada sobre el asunto de la nueva psiquiatría.

  25. El marquesdecubalibres dice…. blabla y “Les prepararé una pequeña entrada sobre el asunto de la nueva psiquiatría.”
    (Susto tengo)
    A ver… 🙄

  26. Ya lo han dicho casi todo ustedes, pero ahí va lo mío:

    Lo mejor, sin orden alguno:

    La mayor biblioteca, hemeroteca y archivo documental de la historia. No quedará centro o institución sin volcar la información de la que disponga a la red.

    La utilidad práctica: laboral, rutinas, ocio. La formidable herramienta que supone internet para la planificación de los viajes frente a los medios tradicionales fue en su momento una de sus grandes bazas, y quizá lo sigue siendo.

    La interacción personal. La facilidad para mantener el contacto con quienes están lejos, para recuperarlo con quien se perdió o para establecerlo con desconocidos.

    El fenómeno Wiki. La Wikipedia en particular. El ejemplo que pone Cristian Campos en su artículo para relativizar su importancia, diciendo que no es más que una imitación de la Enciclopedia de la Ilustración, es una pequeña frivolidad: las diferencias son tantas y de tanto calado que no cabe comparación alguna.

    Escaparate cultural. Cualquier escritor, músico, artista, tiene la posibilidad de darse a conocer a coste cero.

    Lo peor, también sin orden:

    Campos tiene razón en la idea fundamental de su artículo: internet ha fracasado como plataforma de contenidos propios, sobre todo en lo que quizá levantó más expectativas, en lo puramente periodístico, pero también en lo demás: cuando leemos un buen reportaje, un buen artículo, un buen relato o un buen lo que sea, lo primero que pensamos es que el autor está perdiendo su tiempo, que debería ficharlo un periódico o una editorial tradicionales. Esto no es en realidad un inconveniente, un problema, pero sí un fracaso en toda la regla.

    El empobrecimiento no ya del lenguaje, sino de la misma expresión o incluso de la capacidad para asimilar mensajes mínimamente complejos. He leído alguna vez en Twitter a gente haciendo la broma de que piensan en tuits, pero mucho me temo que no tiene nada de broma. En Whatsapp, en Twitter y supongo que en Facebook, aunque éste no lo conozco lo suficiente, no se puede contar una historia ni argumentar. De no poder a no querer sólo hay un pasito. No es cuestión de ponerse estupendo ni dramático, pero es más que probable que esto tenga consecuencias no precisamente positivas, sobre todo en las generaciones para las que esas redes son los medios de comunicación fundamentales, como bien decía Procuro (que suena a senador romano, por cierto).

    Los trolls, los matones anónimos, los hackers y en general cualquier tipo de acoso o amenazas a la privacidad. Sin contar con la pura delincuencia, claro, porque eso no es exclusivo de internet.

    La influencia negativa en las relaciones personales o incluso en una vida saludable y demás. No sé en qué medida, pero desde luego en alguna. Las características y las múltiples posibilidades de internet son propicias para el uso excesivo, compulsivo, adictivo y un montón de cosas malas más terminadas en “ivo”.

    La piratería, claro. Soy el primero en descargarme cosas, para qué negarlo, pero desde luego las industrias no tienen un problema conmigo. Lo tienen con quienes ni siquiera se plantean la posibilidad de pagar por una entrada, un disco o un libro, con quienes de hecho no han pagado jamás, con esa generación que ha crecido o está creciendo convencida de que lo que no está en la red no existe.

    Notal global: 8 para los mayores de treinta, más o menos. Un aprobado con reparos para los menores de esa edad.

  27. marquesdecubaslibres | 25 mayo, 2013 en 0:07 : “La presentación del DSM-V ha generado editorial y artículo en “The Economist” […]”.

    Marqués, menos mal que lo va a explicar, porque, al ver que la publicación del nuevo manual diagnóstico de enfermedades mentales* de los estadounidenses ha generado un editorial en la prensa financiera, los oscurantistas van a creer que lo que a usted le interesa es la perspectiva del negocio.
    Gracias a internet he leído un par de artículos (eso sí, a todo correr: interné o la lectura al bies) y me ha gustado el tono, lo reconozco; no es que yo no sea oscurantista, que lo soy, es que también los de “The Economist” ven algunas cosillas poco claras**.

    *http://es.wikipedia.org/wiki/Manual_diagn%C3%B3stico_y_estad%C3%ADstico_de_los_trastornos_mentales
    **http://www.economist.com/blogs/babbage/2013/05/dsm-5

  28. Marqués, las masas desequilibradas esperamos con ansiedad su escrito. Por ver si tiene nombre lo mío.

  29. Perro, lo suyo tendrá nombre y varios adjetivos. Que si no le gusta siempre puede decir que su puta madre por si acaso; pero entonces le tildarían de freudiano, una descalificación definitiva. Con la ciencia no hay salvación.

  30. A vueltas con la Chingada, la Raya, la Parca o como quieran llamarla sin mencionarla por su verdadero nombre: http://piratajenny.blogspot.com.es/2013/05/carta-9-trabajos-forzados.html

    ***
    Hay una pregunta más jodida, Perro, que la que usted ha planteado, y que arrrojaría, creo yo, resultados definitivos .

    Si ustedes tuvieran el poder de apagar la Red para siempre, ¿la dejarían estar o la suprimirían? En este juego no valen medias tintas, matices, razonamientos, y sólo existen dos posibles puntuaciones: 0, apago; 10, la dejo encendida.

  31. Lo mejor: todo lo transaccional y el acceso a la información, incluyendo saber que existen ( y no digo conocer ) personas igual o más inteligentes y ocurrentes que uno.
    Lo peor, los perversos efectos de ignorar que existe una pantalla ( nótese la polisemia ) que afortunadamente serán oportunamente combatidos por un nuevo psicofármaco.
    Un 8, y un 1 a la inquietante pregunta de piratajenny y su alergia a los grises.

  32. ¿Ese 1, Holm, es para evitar el 0, el apagón total?

    Pero usted, Perro, no cree en las bondades de la vida rural. Su descripción del otro día evocaba el infierno. Así que no me extraña la puntuación.

    Fabuloso, Adapts, sobre todo esos casi “touch-and-goes” del Mustang. Qué prodigio, como si fuera un vencejo. Como esta tarde/noche me toca penar trabajando, luego le devuelvo el regalo.

  33. Ya le he enviado al robot mi entrada psiquiátrica. Espero que tenga tiempo de publicarla pronto (hay que peinarla un poco antes) Me interesa la opinión de muchos de ustedes sobre tal asunto.

  34. En Internet está el ´’mal’ y en el mundo también.
    “Aznar acabó con la figura del gobernador civil” dice Arcadi.
    Pero no consiguió que desapareciera del imaginario colectivo hasta que no se ha muerto Borau.

  35. Pirata, el 1 viene obligado por el entorno digital que propone : 0 y 1. No obstante su pregunta me ha hecho evocar una entrada que leí hace años sobre la futilidad de leer noticias. Al hilo de la misma, durante una temporada, unas semanas, me desconecté de noticias, de NJ1. Fue una experiencia muy interesante.


Los comentarios están cerrados.