Pro política

En el momento en el que empiezo a tener alguna idea muy clara sobre como resolver algún problema de la humanidad en general y mío en particular, me doy una ducha fría. Es un método magnífico. Baja de inmediato la temperatura corporal, se cierran los poros y el resto de orificios, y se sufre un espabilamiento general inmediato. Misteriosamente, mis grandes ideas suelen arrugarse a la misma velocidad con la que se encogen otros de mis notables atributos.

Si el método no funciona y la idea sigue indemne, me asomo a alguna de esas páginas que calculan, en tiempo real, la población mundial. En worldclock.com, por ejemplo, desde que he empezado a escribir hasta llegar a esta frase, la población ha pasado de 7.090.766.064 personas a 7.090.766.945. O escribo más rápido o copulan ustedes menos, porque lo nuestro ya está alcanzando niveles víricos.

Seguir leyendo en El Diario Norte

******

Pásen a ÇhøpSuëy. FANZINE ON THE ROCKS

Portada-Chopsuey-01b_by_Perroantonio-724x1024


  1. Chof, chof, chof, chof………..CHOF.
    ——————————-
    Muy bien, Perro. Me ha gustado el enfoque. Ahora voy a llevar la cifra esa de los siete mil millones y pico en la cabeza durante todo el día. Lo de la ducha de agua fria es que ya lo llevo yo practicando a diario desde hace años y ya ve que conmigo no funciona.
    —————————————————-
    Muchas gracias por su cobijo, mariconaso.


Los comentarios están cerrados.