Pop anémico donostiarra: Single – Tu perrito librepensador

Qué tonto es estar aquí, triste y solo sin ti
Perrito triste en soledad
Sólo queda ladrar

Yo quiero ir a tu lado en los aviones
Y en el tren de alta velocidad
Cogerte de la mano si te complace
Ya te echo tanto en falta si te levantas
Porque madrugas para trabajar
Yo te echo tanto en falta
Tú lo sabes

Filosofar desde el sillón es raro siendo un can
Tanto leer, quisiera ser un perro más normal

Siendo un perrito bueno se me hace eterno
El corto tiempo en el que tú no estás
Yo quiero ir a tu lado a reuniones
Ya te echo tanto en falta cuando te marchas
Cuando de noche te vas a bailar
Y sueño son tus besos
Tú lo sabes

Yo quiero ir a tu lado en los viajes de negocios
A tus planes y reuniones con los jefes
Y no dejar que el protocolo nos separe en las comidas
Aunque sean elegantes, distinguidas

Quiero amarrar mi pata quebrada a tu pata
Que también ha de querer estar quebrada
No permitir que asuntos tontos y banales
Me impidan decir, a cada momento
Me impidan decir, porque es lo que siento
Cuánto te echo de menos

****

¿Quieren saber algo más de Single? 

Versión enchufada de la canción

En Spotify.

 

Mi vida como promotor artístico cultural

Cuando terminé mis estudios y mis obligaciones militares me puse a buscar trabajo. El paro superaba el 20%, pero tuve suerte y en unos meses empezaba a trabajar en una nueva empresa, creada por un distribuidor para venderse a sí mismo un equipo que no conseguía vender en el mercado. Era el primer empleado, y tenía el rango de jefe, que ya no abandonaría en la vida, siguiendo involuntariamente el consejo que nos daba un catedrático en clase: ” De jefe, hasta en el infierno”. Claro que tuve que soportar chanzas, como la de un pariente que decía que yo era “gerente de dos”.

El caso es que trabajé como un burro durante unos años, no conocí horarios ni regateé dedicación. Eso sí, al cabo de cinco años ya había desarrollado un mínimo de cara dura para, de acuerdo con un colega que llevaba un negocio paralelo en Madrid, convencer a nuestros jefes de la radical importancia de asistir a un congreso de nuestra especialidad en Río de Janeiro.

Hicieron ver que les convencíamos, y pasamos dos semanas estupendas en Río y otras ciudades.

Una noche convencí a mi amigo para acudir a un local donde cantaba Maria Creuza. El disco grabado en La Fusa con Vinicius, Toquinho me lo conocía de cabo a rabo, me había acompañado en todo tipo de situaciones, gratas y melancólicas, y no podía dejar pasar la ocasión.

El recital me gustó, y al terminar fui a saludar a la artista y expresarle mi admiración. Fue bastante amable, aunque enseguida me pareció notar un cierto hastío de su papel, de su trabajo. Le pregunté si venía a España, me dijo que le gustaría, e invoqué vagos contactos con la industria local para invitarla a cantar en mi ciudad. Ella me refirió a su manager (y supongo que pareja) , un argentino.

De vuelta al trabajo contacté con él por teléfono (¿correo electrónico? ¿1984?) con angustia por el coste de las gestiones, e intenté colocar las condiciones del contrato (número de recitales, importe mínimo, etc.) en un local conocido. Recuerdo haber cargado una comisión y sentirme culpable por ello.

En cualquier caso no hubo contrato con ese local, pero a los pocos meses supe que Maria Creuza actuaba en mi ciudad, en otro lugar. Acudí al recital con amigos a los que había explicado mis aventuras y gestiones, y fue uno de los más intensos momentos de vergüenza de mi vida el momento en que la artista dedicó a nombrar los agradecimientos por los gestores de su visita, y en los que no aparecí para nada.

El momento no tuvo consecuencias: sigo considerando ese disco una joya de valor incalculable, y aluciné cuando supe que el gran Montano, ilustre brasileñista, no lo conocía. Vayan un par de muestras.

···

Cortesía de Holmesss

Los viernes musicales (I)

Perroantonio anda hoy de maniobras y me pide no sé qué de un autor japonés que no me ha dado tiempo a apuntar porque no me funciona el teletexto. Hago lo que puedo. Así que intentando imitar su habitual intensidad intelectual (juas), les propongo una mirada divergente al mundo del mambo*.

Con ustedes, Pachinko, el gran éxito de los años 90 de los Panorama Mambo Boys, un grupo formado por González Suzuki, Comoestá Yaegashi y Paradise Yamamoto (entre cuyas grandes aportaciones a la cultura mundial está la de ser el primer Santa Claus oficial de Japón y el inventor del mambonsai, una atrevida combinación del arte del bonsai y la estética mambo).

Otro gran hit, Sonoda Ruriko, de Paradise Yamamoto & Tokyo Latin Mood Deluxe.

Para finalizar, y para que vean que yo también sé ponerme cultureta si me lo propongo, Baby Portable Rock de Pizzicato Five.

Ahora descubran por sí mismos a Soul Bossa Trio y averigüen qué tienen en común todos estos grupos. No les servirá de nada, pero quizá se lo pasen bien.

——–
*(Con especial dedicasión a la muchachada de Radio 3 de RNE, que me han alegrado la mañana y me han transportado a Japón.)

Flores sobre el agua en Tallahatchie Bridge

Es verdaderamente misterioso cómo funcionan las canciones. No recuerdo cuando oí por primera vez la ‘Oda a Billie Joe’, pero me quedé enganchado a la voz de Bobbie Gentry. Lo sorprendente es que, hasta ayer, no se me había ocurrido traducirla y enterarme de qué hablaba esta canción triste.

ODE TO BILLIE JOE (Bobbie Gentry)

It was the third of June, another sleepy, dusty Delta day
I was out choppin’ cotton and my brother was balin’ hay
And at dinner time we stopped and walked back to the house to eat
And Mama hollered out the back door “y’all remember to wipe your feet”
And then she said “I got some news this mornin’ from Choctaw Ridge”
“Today Billy Joe MacAllister jumped off the Tallahatchie Bridge”
‘n’ Papa said to Mama as he passed around the blackeyed peas
“Well Billy Joe never had a lick of sense, pass the biscuits, please”
“There’s five more acres in the lower forty I’ve got to plow”
‘n’ Mama said it was shame about Billy Joe, anyhow
Seems like nothin’ ever comes to no good up on Choctaw Ridge
And now Billy Joe MacAllister’s jumped off the Tallahatchie Bridge
‘n’ Brother said he recollected when he and Tom and Billie Joe
Put a frog down my back at the Carroll County picture show
And wasn’t I talkin’ to him after church last Sunday night?
“I’ll have another piece-a apple pie, you know it don’t seem right”
“I saw him at the sawmill yesterday on Choctaw Ridge”
“And now ya tell me Billie Joe’s jumped off the Tallahatchie Bridge”
‘n’ Mama said to me “Child, what’s happened to your appetite?”
“I’ve been cookin’ all morning and you haven’t touched a single bite”
“That nice young preacher, Brother Taylor, dropped by today”
“Said he’d be pleased to have dinner on Sunday, oh, by the way”
“He said he saw a girl that looked a lot like you up on Choctaw Ridge”
“And she and Billy Joe was throwing somethin’ off the Tallahatchie Bridge”
A year has come ‘n’ gone since we heard the news ‘bout Billy Joe
‘n’ Brother married Becky Thompson, they bought a store in Tupelo
There was a virus going ‘round, Papa caught it and he died last Spring
And now Mama doesn’t seem to wanna do much of anything
And me, I spend a lot of time pickin’ flowers up on Choctaw Ridge
And drop them into the muddy water off the Tallahatchie Bridge

ODA A BILLIE JOE (Bobbie Gentry)

Fue el tres de junio, otro día soñoliento y polvoriento del Delta
Yo estaba fuera escardando algodón y mi hermano estaba embalando heno
Y a la hora del almuerzo, paramos y regresamos a casa para comer
Mamá gritó por la puerta trasera “No os olvidéis de limpiaros los pies”
Y luego dijo: “Tengo que contaros algo de esta mañana en Choctaw Ridge
Hoy Billy Joe MacAllister se ha tirado del puente Tallahatchie”
Y papá le dijo a mamá mientras nos pasaba las alubias blancas
“Bueno, Billy Joe nunca tuvo ni una pizca de sentido, pasame los panecillos, por favor
Tengo que arar dos hectáreas más de las cuarenta de abajo”
Y mamá dijo que, de todos modos, era una pena lo de Billy Joe
Parece como si nadie hiciera nada bueno en Choctaw Ridge
Y ahora Billy Joe MacAllister se ha tirado del puente Tallahatchie
Y mi hermano dijo que él recordaba cuando él, Tom y Billie Joe
pusieron una rana en mi espalda en la función del Condado de Carroll
y si yo no había hablado con él después de misa el domingo por la noche
“Tomaré otro trozo de tarta de manzana, aunque no deba
Ayer le vi en el aserradero de Choctaw Ridge
Y ahora me dices que Billie Joe se ha tirado del puente Tallahatchie”
Y mamá me dijo: “Hija, ¿qué le ha pasado a tu apetito?
He estado cocinando toda la mañana y tú no has probado ni un bocado
Ese predicador joven y agradable, el hermano Taylor, se dejó ver hoy
Me dijo que estaría encantado de comer con nosotros este domingo, ah, por cierto
Me dijo que vio a una chica que se parecía mucho a ti en Choctaw Ridge
Y ella y Billy Joe estaban lanzando algo desde el puente Tallahatchie”
Ha pasado ya un año desde que oímos la noticia sobre Billy Joe
Mi hermano se ha casado con Becky Thompson, compraron una tienda en Tupelo
Hubo un virus rondando por ahí, papá lo cogió y murió la primavera pasada
Y ahora mamá no parece querer hacer nada de nada
Yo paso mucho tiempo recogiendo flores en Choctaw Ridge
Y las dejo caer en las turbias aguas del puente Tallahatchie

Bobbie Gentry. Ode to Billie Joe (1967). En Spotify. En Itunes.

Ode to Billie Joe en la Wikipedia.